domingo, 28 de marzo de 2010

Cambio de hora pero no de planes


Esta madrugada hubo que adelantar una hora los relojes para adaptarse al horario de verano.
Lo sabía. Estaba escrito en el calendario. Lo dijeron en la TV, en la radio, en la prensa... pero a mi se me olvidó.

Menos mal que el plan para hoy era la de tomarme el día con tranquilidad y sólo hacer gimnasio.
El reloj tocó a las 9. Más una media hora de remolón en la cama y se hizo casi las 10. Claro, las 10 AM según el día de ayer. Las 11 AM según el nuevo horario brrr...
Mi sesión de gimnasio se vio reducida a una triste hora y media dónde sólo pude hacer algo de bici y elíptica, sin macharme en exceso.
Bueno, un día relajado. Mañana ya tendré tiempo para más.
Buen fin de semana a tod@s.